El ahogo de la nada

En sus destellos se encerraban los colores del todo
y el eco durmiente de un acorde silenciado
escuchaba la melodía abrumadora del propósito
acariciando la espalda del vacio escondido.
Regresó a la ventana de lo concreto
expulsando el espacio de la nada cegadora
moviendo el péndulo de la luz incrustada
fluyendo entre los tiempos despojados.
Cerró el espacio de oscuros puntos vacios
viviendo el círculo extraordinario del instante
abriendo las aguas deseadas del momento,
amando en la nada para llenarlas del todo.

Cris